viernes, 20 de abril de 2012

Deseo de Hijo 3

Tercer trabajo que ilustra la tesis del Licenciado Esteban Marcos Gomez, que aborda el tema:  “Estudio descriptivo sobre las posibles manifestaciones que puede presentar el deseo de hijo en hombres homosexuales” 


DESEO DE HIJO 3


La carga impuesta por la sociedad suele ser soportada con estoicismo por padres que intentan preservar al hijo de los posibles daños ocasionados como consecuencia de dicha imposición, muchas veces llegando al extremo de ubicarse en un lugar que implica el demostrar permanentemente la calidad del asumido rol paterno.
Citando al autor:


Algunos homosexuales quieren probar de todas maneras que son buenos padres y que sus hijos muchas veces se ven forzados a “ser normales” soportando grandes presiones por parte de estos, quienes a su vez se esfuerzan por parecer normales ante la sociedad (Torres Arias, 2005)...

Deseo de hijo y el deseo de paternidad van de la mano. Partiendo de lo expresado por Gross (2006), el autor propone que, si bien la paternidad y la maternidad están determinados socialmente, existe una importante diferencia. La mujer se convierte en madre al momento de dar a luz mientras que el hombre tiene que aceptar a los hijos como propios, es decir, la maternidad viene dada por naturaleza, en cambio la paternidad viene de la voluntad. Siguiendo por esta vía, Bleichmar (2003) postula al igual que Freud, que la filiación paterna es una apropiación simbólica. A esto hay que sumarle que tanto la maternidad como la paternidad son construcciones que responden a la sociedad, cultura y época en la que se vive...

La paternidad es una posición y función que se va adecuando a los diferentes cambios históricos sociales, posee variaciones notables de una cultura a la otra, incluso de una clase social a la otra dentro de una misma cultura y sociedad. Sin embargo, en nuestra cultura no se habitúa a relacionar el hecho de ser hombre con la paternidad. A pesar de ello, en el último tiempo se han observado cambios en la implicación de los hombres tanto en las vivencias de embarazo como en la crianza de los hijos. Se está gestando la figura del “padre cuidador”, un tipo de padre solícito, participativo y ocupado en la crianza de los niños...